¿Qué es el electrocardiograma y para qué sirve?

¿Sabías que cada latido de tu corazón produce electricidad? Pues es esta actividad eléctrica producida por el latir de tu corazón lo que detecta un electrocardiograma (no confundir con ecocardiograma, otro método que tiene un fin similar) .

El electrocardiograma lleva un registro de la actividad de los latidos del corazón y en base a ello poder detectar alguna alteración del ritmo cardíaco del paciente (si es que los hubiere). Este examen médico realiza un análisis del ritmo y regularidad de los latidos del corazón, a la vez que devela la ubicación y el tamaño de las aurículas y ventrículos.

Qué podemos encontrar con un electrocardiograma

Mediante la realización de un electrocardiograma se pueden detectar arritmias cardíacas, bloqueos ventriculares e infartos que haya tenido el paciente. Además, también se puede detectar una serie de trastornos del corazón que podrían estar afectando la salud de la persona afectada y que son de mucha utilidad a la hora que el médico nos dé una posible solución a este padecimiento.

El rastreo de la actividad eléctrica se realiza desde la superficie del cuerpo y queda reflejo de ella en un papel con trazos gráficos. Cada uno de esos trazos es manifestación de los estímulos eléctricos que produce el corazón al latir en las aurículas y ventrículos.

Si tu médico te pidió este examen y te preguntabas: ¿Qué es un electrocardiograma? Ahora lo sabes, lo siguientes que queras sabes es para qué sirve, si continuas leyendo te lo explicaremos.

Afecciones que se pueden descubrir

La aparición de rasgos anormales, al ser analizados los resultados de esta medición, pueden deberse a la presencia de alguna de las siguientes afecciones:

  • Anomalía cardíaca congénita.
  • Corazón agrandado.
  • Parada cardíaca.
  • Deterioro del miocardio.
  • Escasa irrigación sanguínea en las arterias del corazón.
  • Variaciones en las cantidades de calcio, potasio u otros electrolitos que suelen encontrarse en la sangre.

¿Qué es un electrocardiograma para un preoperatorio?

Si te preparas para una cirugía de complejidad alta o media, lo más seguro es que tu médico cirujano te pida que realices este análisis. Esto será para asegurarse de que presentes una actividad cardíaca lo suficientemente estable como para sobrellevar el riesgo de una operación, más aún si el paciente arrastra factores de riesgo como lo pueden ser:

  • Insuficiencia cardíaca.
  • Cardiopatía isquémica.
  • Diabetes con uso de insulina.
  • Disfunción renal tratada con creatinina.
  • Accidente isquémico transitorio o Ictus.

Si sufres de una de estas afecciones cardíacas es muy probable que tu cirugía sea suspendía por el alto riesgo que implicaría la realización de la misma.

Lo más recomendado

Ahora que ya tienes el suficiente conocimiento para responder a la pregunta inicial de “¿Qué es un electrocardiograma?”. Así que, si tu médico te pidió hacerte uno, te recomiendo que no esperes mucho y lo realices. No tienes nada que temer, ya que al realizar este análisis no sentirás ningún tipo de dolor o incomodidad en absoluto. Dado que se trata de la adhesión de unos cuantos sensores en la región torácica de la persona en cuestión y sólo necesitarás un poco de paciencia, ya que suelen tomar un poco de tiempo.

El análisis de los resultados arrojados por un electrocardiograma debe ser realizado por una persona especializada en ello, como puede ser tu médico cardiólogo, ya que para el ojo inexperto este será sólo un papel con un montón de líneas sin sentido.